Conflicto laboral individual

Hay ocasiones en las que un trabajador de una empresa puede sentir que sus condiciones laborales no se están respetando. En tales circunstancias surge un conflicto laboral individual, una situación que es recomendable localizar a la mayor premura posible y gestionarla con gran inteligencia emocional.

¿Qué es un conflicto individual de trabajo?

Un conflicto laboral individual es la existencia de desavenencias entre un trabajador y el empresario, partes integrantes de la relación laboral. El conflicto en sí puede deberse a que haya problemas con las condiciones laborales, a que no se estén cumpliendo los derechos y deberes indicados en el contrato, o la sensación de amenaza del puesto laboral.

Los conflictos individuales son bidireccionales, es decir, pueden aparecer en dos direcciones:

  • Desde el empresario hacia el empleado.
  • Desde el empleado hacia el empresario.

Aunque también puede suceder que los conflictos de relaciones individuales surjan entre superiores o entre empleados, si el problema tiene su origen en las relaciones individuales o colectivas en el trabajo.

Conflictos individuales según el origen de la disputa

Los conflictos resultantes de las relaciones individuales, se pueden clasificar dependiendo de la causa de la desavenencia:

Conflictos individuales de naturaleza jurídica

Los conflictos de naturaleza jurídica o conflictos jurídicos son aquellos conflictos que surgen por la diferencia de interpretación y aplicación de la normativa existente. Este tipo de conflicto pueden ser llevados a los tribunales y ser resueltos por los jueces. Un ejemplo sería que ante una norma que permite la flexibilidad horaria, un trabajador considere que puede entrar a cualquier hora o cambiarse el turno sin consultar con los superiores, o el tema, siempre polémico, de las vacaciones, cuando muchos empleados coinciden en querer los mismos días de asueto y por parte de la empresa, por necesidades de negocio, no es factible contentar a todos. El desacuerdo de un trabajador sobre estos temas, pueden acabar en los tribunales.

Conflictos individuales de naturaleza económica

Los conflictos de naturaleza económica o conflictos económicos son aquellos conflictos generados por la exigencia de un pago o la consideración de que éste es injusto. Un ejemplo sería que tras años de dedicación, un trabajador no consiga un aumento de sueldo satisfactorio y que el empresario no considere dárselo porque el ejercicio económico de la empresa no va como estimaba.

¡No esperes más!

Encuentra ya un buen asesor cerca de ti.

Conflictos individuales según las personas involucradas

Como ya hemos comentado en la definición de un conflicto laboral individual, las partes implicadas en la desavenencia son el trabajador y el empresario:

Entre trabajadores y empresario

Como hemos comentado anteriormente, el conflicto laboral individual es bidireccional, se puede dar tanto del trabajador al empresario, como del empresario hacia el empleado.

Entre dos empresarios o entre trabajadores

Hay que destacar que aunque el conflicto afecte a varios trabajadores o empresarios, éste seguirá siendo un conflicto individual si el problema causante de la situación es de carácter singular, aunque se le puede denominar pluri-individual.

CONSEJO DE ASESORIAS.COM

“Las desavenencias entre un trabajador y el empresario provocan conflictos individuales de trabajo

Conflicto individual en el trabajo y conflicto colectivo

A diferencia de lo que nos pueden sugerir sus nombres, un conflicto individual no es aquel que se da cuando hay involucrado un solo empleado ni el conflicto colectivo cuando hay involucradas varias personas.

La diferencia entre un conflicto individual y un conflicto colectivo está relacionada con el problema que ha originado la discusión. 

  • Conflicto individual: involucra a un empleado o grupo de empleados y cada uno defiende por su cuenta la cuestión que le concierne.
  • Conflicto colectivo: involucra a un grupo de trabajadores de forma colectiva, el problema afecta a todos y la reclamación se realiza de forma grupal.

Si el sindicato entra a formar parte de la situación, colectivizando el problema, el conflicto individual se convierte en un conflicto colectivo.

Ejemplo de conflicto laboral individual

Vamos a poner como ejemplo de conflicto laboral individual el más frecuente que sucede entre empleado y trabajador.

Es habitual que el trabajador reclame más salario por el desempeño de sus tareas, ya se porque considera que su paga es insuficiente, o porque considera que la política salarial no está a la altura de las responsabilidades del puesto laboral.

La petición de aumento salarial del trabajador no suele ser contestada en el momento. Si se ha dirigido a su superior, éste tendrá que tratar la petición con la directiva de la empresa y Recursos Humanos. Posteriormente, si la respuesta es negativa, el conflicto laboral individual se agrava y no se solventa.

Antes de acudir a los tribunales, se recomienda que haya una reunión de conciliación con un mediador objetivo. De esta manera, podría haber:

  • Solución inter partes donde las partes implicadas se concilian
  • Solución inter partes al celebrarse un convenio colectivo.
  • Solución arbitral en la que el mediador es árbitro y dicta la solución del conflicto.

Si no hubiera acuerdo, el empleado puede continuar con su exigencia por otras vías, como la sindical (lo que convertiría el conflicto en colectivo si se defendiera el aumento salarial para más empleados), o la judicial.

En caso de solventarse por estas vías, la resolución puede ser:

  • Solución jurisdiccional dada por un órgano jurisdiccional.
  • Solución administrativa dada por un servicio público.

Lo más recomendable siempre es que todas las partes se sienten a negociar y llegar a un acuerdo que conforme a todos los bandos. Aquí tienes una guía para resolver los diferentes conflictos laborales, cómo localizarlos y gestionarlos con ejemplos.

¿Tus empleados tienen conflictos laborales individuales o colectivos? ¿Necesitas ayuda con la gestión de personas en tu empresa? En asesorias.com te recomendamos que busques un buen asesor laboral que te oriente con la normativa y te ayude con la relación entre la empresa y los empleados. Recibe hasta cuatro presupuestos gratis y sin compromiso de los mejores profesionales de tu zona.