Cómo crear una empresa social

Una empresa social es aquella que tiene dos objetivos principales. Por un lado, mejorar la calidad de vida de las personas; por otro, obtener un beneficio económico. En este artículo te mostramos cómo crear una empresa social que consiga lograr un impacto positivo en el entorno.

Pasos previos para crear una empresa social

¿Cuáles son los pasos para crear una empresa social? ¿Qué aspectos debes tener en cuenta. En los siguientes epígrafes te explicamos las cuestiones que debes valorar a la hora de crear una empresa de carácter social.

 

¿Qué tipos de empresas sociales existen?

Existen diferentes tipos de empresas con objetivos sociales. Sin embargo, una de sus características comunes es que la labor social es más importante que los beneficios o el reparto de los dividendos.

Los proyectos de empresas sociales suelen estar encaminados a mejorar la calidad de vida de una zona determinada o de un grupo social. Por ejemplo, llevar agua a zonas afectadas por la sequía, o producir prótesis de ayuda a discapacitados físicos, por poner dos ejemplos.

En general, las empresa sociales se caracterizan por

  • Su actividad comercial se basa en la consecución de un objetivo social.
  • Reinvierten sus beneficios para seguir cumpliendo dicho objetivo.
  • Se organizan bajo los principios de democracia, participación de los socios e igualdad.

No es lo mismo una empresa social que una ONG. Las ONG no tienen ánimo de lucro, mientras que las empresas sociales sí buscan obtener un beneficio.

Uno de los ejemplos más claros de empresa con fin social son los centros sociales de empleo, que dan trabajo a personas con algún tipo de discapacidad. También están las Fundaciones.

Aparte, hay empresas sociales que pueden no tener ánimo de lucro, aunque la mayoría de ella sí buscan obtener beneficios para poder seguir ofreciendo sus servicios.

Por otro lado, este tipo de empresas puede operar en cualquier sector de actividad: seguridad, salud, medio ambiente, infancia, etc.

Existen ciertas ventajas y desventajas de crear una empresa social. Los puntos a favor son muchos, por ejemplo que contribuirás a mejorar la calidad de vida de las personas. También, que puedes tener acceso a ayudas y subvenciones. Los inconvenientes se presentan, básicamente, si solo buscas ganar dinero con tu empresa. Una compañía social es mucho más que eso.

 

Ejemplos de empresas sociales

¿Quieres abrir una empresa de carácter social? Estos ejemplos pueden servirte como inspiración:

  • Ecoalf: una empresa de moda que también tiene el reto de proteger el medio ambiente. Su actividad consiste en crear prendas de ropa a partir de residuos como botellas de plástico, botellas de detergente o redes de pescadores encontradas en mares y océanos.
  • Visualfy: en este caso busca mejorar la calidad de vida de personas con discapacidad auditiva, a través de la creación de proyectos y productos que eliminen las barreras existentes para las personas sordas o con pérdida de audición.
  • Microwd: es una empresa social que trata de facilitar el emprendimiento a los grupos más desfavorecidos, en este caso permitiendo el acceso a microcréditos a las mujeres de países subdesarrollados.
  • La Bolsa Social: es una compañía de las denominadas inversores de impacto. Pone en marcha campañas de crowdfunding que pongan en contacto a empresas sociales con inversores que quieran apoyarles en su proyecto.

¿Qué forma jurídica elegir?

Lo habitual para abrir una empresa es hacerlo mediante la fórmula del autónomo o de la Sociedad Limitada. Sin embargo, para crear una empresa social se usan otras formas jurídicas:

  • Sociedad Laboral: las normas para su constitución están reguladas en la Ley 44/2015, de 14 de octubre, de Sociedades Laborales y Participadas.
  • Cooperativas: son empresas constituidas por socios trabajadores. Debe haber al menos 10 socios, entre los cuáles debe existir la mayor igualdad entre sus derechos y obligaciones. Se rigen por la Ley 27/1999, de 16 de julio, de Cooperativas.
  • Asociaciones sin ánimo de lucro: para conocer sus características hay que acudir a la Ley 1/2002, que regula el Derecho de Asociación.
  • Fundaciones: en estos casos, la empresa social se organizará en base a los preceptos indicados en la Ley 50/2002, de 26 de diciembre, de Fundaciones. 

 

Estudio de mercado y Plan de Viabilidad

El estudio de mercado para crear una empresa social se basa, principalmente, en un análisis de:

  • Clientes
  • Competencia
  • Producto
  • Precio
  • Contexto social y económico

En una empresa social cobra especial importancia el estudio de las necesidades concretas de una comunidad o de un grupo determinado de población. Por ejemplo, en un lugar con altos índices de contaminación una buena idea de empresa social sería una que tratara de combatir los vertidos de residuos o que contribuyese a la descontaminación de la zona.

Por otro lado, hay que elaborar un plan de viabilidad, el cual debe incluir un análisis de costes. El plan de viabilidad ha de incluir:

  • Objetivos de la empresa
  • Estructura y organización
  • Imagen de marca
  • Análisis de debilidades, amenazas, fortalezas y oportunidades
  • Recursos y personal necesario
  • Marketing y publicidad

 

¿Cuánto cuesta abrir una empresa social?

Si estás decidido a invertir en emprendimiento social debes tener en cuenta diferentes factores:

  • Forma jurídica
  • Sector de negocio
  • Ubicación de la empresa
  • Capital inicial
  • Recursos necesarios
  • Personal
  • Licencias y permisos
  • Tarifas de notarios
  • Servicios de asesorías
  • Marketing y publicidad

Si quieres saber más sobre esta clase de empresas sociales, te recomendamos visitar nuestros artículos sobre cómo montar una ONG o una cooperativa.

¡No esperes más!

Encuentra ya un buen asesor cerca de ti.

La imagen de marca de tu empresa social

La imagen de marca es muy importante en cualquier empresa, pero lo es más todavía en una empresa social. No hay que olvidar que están enfocadas a servicios a la comunidad, por lo que deben transmitir valores éticos y morales.

 

Nombre

El nombre debe ser fácil de recordar para los clientes y debe representar la imagen y valores de la marca. Además, es importante que el nombre y el logo ayuden al usuario a saber, en un primer vistazo, a qué se dedica la empresa. 

Algunas de las tendencias actuales en naming son:

  • Elegir el nombre del creador de la fundación, asociación o empresa social en cuestión.
  • Optar por las iniciales del nombre principal.
  • Escoger un nombre que describa el producto o servicio que se comercializa.
  • Apelar a las emociones. Esto funciona especialmente bien en empresas son objetivos sociales.
  • Ser creativo. Un nombre original siempre llama más la atención que uno soso y aburrido.
  • Utilizar variaciones de una palabra normal. Por ejemplo, de natural, “Naturalia”.
  • Variar alguna letra de la palabra original. Por ejemplo, sustituir una “C” por una “K”.

La elección del nombre es un paso importante ya que es la denominación por la que te conocerán los clientes. Por tanto, tanto la empresa como los usuarios deben sentirse identificados con él.

  • *Empresas de naming para ayudarte a buscar un nombre para tu empresa.

 

Logotipo

El logo es otro de los principales elementos identificativos de la empresa. Debe cumplir una serie de requisitos.

  • Simple pero llamativo
  • Fácilmente identificable, que se asocie rápidamente con la actividad que desarrollas.
  • Pocos colores, no más de tres.
  • Combinación de icono y nombre; es lo que mejor funciona.
  • Dos tipografías como máximo. Evitar las tipografías con serif demasiado recargadas.
  • Apto para diferentes medios: prensa, web, redes sociales, etc. Incluso en blanco y negro.

Lo mejor para diseñar el logotipo es contratar los servicios de una agencia profesional de diseño, aunque también existen programas en internet con los que puedes diseñarlo tú mismo:

  • *Agencias de diseño logotipos en España: LiderLogo, Agencia Waka, 99Designs.
  • *Programas para diseñar logotipos gratis: Logocrea, Canva, Logo Genie o Logo Maker.

 

Identidad visual

Ten en cuenta que la identidad visual debe quedar representada en todos los aspectos de tu empresa social:

  • Exterior del local
  • Decoración interior
  • Rotulación, cartelería
  • Página web y redes sociales
  • Comunicaciones con prensa, clientes o proveedores, emails.
  • Indumentaria de los trabajadores
  • Folletos, tarjetas de visita
  • Publicidad, presencia en eventos, patrocinios

La identidad visual se logra implementando en todos estos y otros elementos el nombre, logotipo y colores corporativos de la empresa.

Requisitos para montar una empresa social

La Ley 5/2011 de Economía Social es la encargada de regular los requisitos para crear una empresa social. Sin embargo, en dicha ley se deja abierta la puerta a que sean las Comunidades Autónomas quienes asuman las competencias.

El Artículo 5 de dicha ley señala que son empresas sociales las siguientes entidades: 

  • Cooperativas
  • Mutualidades
  • Fundaciones
  • Sociedades laborales
  • Empresas de inserción
  • Centros especiales de empleo
  • Cofradías de pescadores
  • Sociedades Agrarias de transformación
  • Otras entidades singulares

Por otro lado, el Artículo 6 hace referencia al catálogo de entidades que se incluyen dentro de la categoría de empresas sociales. Este catálogo debe ser público y ha de ser actualizado por el Ministerio de Trabajo e Inmigración, previo informe del Consejo para el Fomento de la Economía Social, y en colaboración con las CC.AA.

 

Trámites para crear una empresa social en España

Los trámites para abrir una empresa social dependen de su forma jurídica. En cualquier caso, también será necesario acudir al ayuntamiento para conocer los requisitos para obtener los permisos y licencias pertinentes.

Lo mejor para saber los pasos y exigencias para abrir una empresa social es acudir a la propia normativa. En función de la forma jurídica, tendrás que acudir a una u otra ley:

EN RESUMEN:

Una empresa social tiene como objetivo mejorar la calidad de vida de las personas y lograr un impacto positivo en el entorno.

Instalaciones y equipo para tu empresa social

En nuestras guías siempre te hablamos sobre las instalaciones y equipamiento que necesitas para montar una empresa en un determinado sector. El problema con las empresas sociales es que pueden dedicarse a casi cualquier ámbito de actuación. La única diferencia es que tienen un componente social de ayuda a la comunidad o integración de las personas.

Por tanto, resulta imposible hablar sobre los recursos que necesita una empresa social en general. La realidad es que depende de los actividades a las que se dedique.

En todo caso, debes tener en cuenta una serie de factores:

  • Ubicación: dónde se va a ubicar el negocio, en función de los clientes y sus necesidades.
  • Local: qué requisitos deben cumplir las instalaciones para poder desempeñar la actividad.
  • Mobiliario: puede ser llamativo y destacar por ser original, pero lo que importa es que sea funcional.
  • Maquinaria y equipamiento: ¿qué equipos necesitas? Máquinas, aparatos, sistemas de producción, herramientas, hardware y software, vehículos, equipos de protección individual, etc.

Cómo gestionar una empresa social

Los requisitos en cuanto a seguridad, contratación o prevención de riesgos depende del sector de actividad de la empresa. Sin embargo, hay una serie de obligaciones comunes para todas las empresas.

 

Obligaciones fiscales 

Sea del tipo que sea, tu empresa social debe hacer frente a una serie de obligaciones fiscales. Éstas varían en función de la forma jurídica adoptada:

  • Cooperativa: Impuesto de Sociedades, según sean cooperativas protegidas o cooperativas especialmente protegidas.
  • Sociedad laboral: Impuesto sobre Sociedades. Tienen un 99% de descuento en las cuotas devengadas por Transmisión de bienes patrimoniales
  • Fundación: Impuesto de Sociedades. Quedan exentas algunas que quedan fuera del régimen especial, por ejemplo entidades de Utilidad Pública que no participan en la Cooperación para el Desarrollo, siempre y cuando facturen menos de 100.000 euros anuales o cuyas rentas exentas sometidas a retención no superen los 2.000 euros.
  • Sociedad Agraria de Transformación: Impuesto sobre Sociedades. Están exentas de pagar el IMpuesto de transmisiones patrimoniales en las operaciones de creación de empresa o ampliación de capital.

Ten en cuenta que también debes hacer frente a determinadas obligaciones relacionadas con la contabilidad de la empresa. Dado que puedes crear empresas sociales con diferentes formas jurídicas, te recomendamos consultar a un asesor contable.

 

Protección de Datos

El nuevo RGPD y la LOPDGDD son las normativas que establecen las obligaciones de las empresas en cuanto a la protección de datos. Los requisitos principales son:

  • Informar sobre el tratamiento de datos, su finalidad y el tiempo que permanecerá la información en los ficheros. 
  • Llevar un registro de la actividad de tratamiento, separando la información por ficheros según los tipos de datos que se recojan.
  • Comunicar si los datos van a ser cedidos a terceros.
  • Identificar a los responsables del tratamiento, los encargados o sus representantes.
  • Obtener consentimiento expreso para tratar datos personales.
  • En el caso de los menores, este consentimiento debe ser solicitado a sus padres o tutores legales.
  • Colocar en la web el Aviso legal, la Política de privacidad y la política de cookies.
  • Incluir cláusulas de confidencialidad en los contratos.
  • Indicar al usuario cómo puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, cancelación u oposición.

 

Normativa laboral

La normativa laboral viene reflejada en el Estatuto de Trabajadores. Sin embargo, cada Comunidad Autónoma o cada sector puede elaborar sus propias normas y convenios colectivos. Como norma general, se puede decir que los trabajadores tienen derecho a:

  • Jornada laboral de 40 horas semanales como máximo. Todo lo que exceda de ese límite se considerarán horas extraordinarias.
  • Jornada diaria de 9 horas al día.
  • Descanso mínimo entre jornadas de 12 horas.
  • Vacaciones de 30 días por año trabajado.

Cómo promocionar tu empresa social

Hay muchas maneras de promocionar una empresa social. En la actualidad las mejores estrategias se elaborar a través de internet, pero en el caso de las empresas sociales también es muy importante la presencia offline y a pie de calle.

Marketing online

La promoción en internet es primordial para cualquier tipo de negocio, incluidas las empresas sociales. Lo básico es tener página web y redes sociales, aunque hay muchas otras técnicas para hacer marketing online.

Página web

Imprescindible para darte a conocer en internet. En ella se informa sobre la empresa, su ubicación, miembros, actividades o la manera de formar parte de la organización. También es fundamental tener un Blog para contar experiencias o noticias relacionadas con tu sector.

Para abrir una página web necesitas:

  • Hosting: Webempresa, Hostalia, GoDaddy, etc.
  • Dominio: la mayoría de empresas de hosting te permiten comprar en el mismo paquete el dominio. Puedes comprobar si el nombre ya está elegido en DonDominio.
  • CMS: para crear la web. Puedes hacerla en WordPress, Blogspot, Joomla, Drupal, Hubspot, etc.

Redes sociales

Las redes sociales también son básicas para la promoción de tu empresa social. No puede faltar un perfil en:

  • Facebook, Instagram, Twitter, Pinterest.

Entre los consejos básicos para triunfar en las redes sociales están actualizar con frecuencia, compartir INFO interesante con tus seguidores e interactuar con ellos.

SEO

El SEO es la técnica encaminada a que los contenidos de tu web aparezcan en los primeros resultados de las búsquedas de Google.

Para ello, es fundamental ofrecer contenido original, actual, de calidad y adaptado a los motores de búsqueda. Lo más recomendable es recurrir a redactores especializados en SEO.

  • *Agencias SEO en España: Neoattack, Seo Consulting, K-Digital.

Publicidad en buscadores

Si estás dispuesto a invertir un poco más, puedes optar por la publicidad en buscadores con programas como Google Adsense. ¿Ves los resultados de búsqueda en Google que aparecen arriba del todo como anuncios? Es publicidad Adsense.

De nuevo, es importante contar con un equipo profesional que sepa identificar las palabras clave más rentables para tu empresa social y que sepa desarrollar campañas de publicidad online:

  • *Agencias recomendadas para hacer publicidad en buscadores: Cyberclick, BrandMedia.

Email marketing

Consiste en el envío de publicidad a través del correo electrónico. Para ello hay que obtener el consentimiento del cliente a través de un formulario. 

De nuevo, se recomienda dejar estas campañas en manos de expertos. Si lo quieres intentar por ti mismo, tienes programas que te pueden ayudar:

  • *Herramientas para email marketing: MailChimp, SendInBlue.

Promoción offline

La promoción offline es especialmente importante en el caso de las empresas sociales. Sus acciones deben tener visibilidad concreta y tangible, es decir, la gente debe ver con sus propios ojos lo que haces:

  • Por tanto, uno de los mejores métodos de promoción es el desarrollo de iniciativas, campañas o proyectos que involucren a la comunidad. No solo es una manera de darse a conocer, sino de demostrar a la gente que los que haces realmente sirve para algo.
  • No es obligatorio que organices tú mismo la campaña. También puedes apoyar o patrocinar iniciativas y obras sociales de terceros.
  • También puedes establecer alianzas con empresas del sector. Por ejemplo, si te dedicas a fabricar joyas y accesorios con materiales reciclados puedes colaborar con empresas de recogidas de vertidos o de cuidado al medio ambiente.
  • Una opción más tradicional es recurrir a los medios de comunicación. Por ejemplo, prensa, radio o televisión local.

 

Consejos e ideas para crear tu empresa social

Te ofrecemos una serie de tips para encontrar tu idea de negocio social:

  • Encuentra una determinada necesidad o carencia y trabaja para solucionarla.
  • Busca talentos entre personas que no han tenido oportunidad de demostrar su valía.
  • Participa en iniciativas que te pueden dar mucha visibilidad, como los Premios Empresa Social, que galardonan a las organizaciones cuyas actividades han sido de mayor ayuda a la comunidad. 
  • Forma a los más pequeños. Fomenta emprendimiento social que ayude a que las generaciones futuras estén más concienciadas.